Saltar al contenido principal

Una caminata a favor de una explotación responsable y la reelección

Quito (Pichincha).- Por una vida digna y un desarrollo equitativo en el país, miles de ciudadanos se congregaron en el Parque del Arbolito desde tempranas horas de la mañana y, al son de la marimba, esperaron para iniciar la caminata por la Vida.

Alrededor de las 11h00 más de 3.000 ciudadanos se congregaron en las calles para iniciar la marcha que finalizaría en la Plaza Grande con la entrega de 1´100.000 firmas al Presidente Rafael Correa,  a favor de la explotación del Parque Nacional Yasuní.

La iniciativa liderada por alcaldes y prefectos demuestra según Sergio Chacón, de la provincia del Napo, “el sentir de la ciudadanía, que apoya este proyecto del compañero Rafael Correa”.

Distintas nacionalidades del país acudieron a la caminata para decirle al Ecuador “que este recién es el primer paso, y con esto se espera invertir los recursos del petroléo para que se genere el Buen Vivir, la vida digna y reducir la pobreza”, según afirmó Yofre Poma, exalcalde de Lago Agrio.

Los ciudadanos que vinieron de distintos rincones del país  (Napo, Orellana, Esmeraldas, Imbabura, etc) no dejaron de corear “reelección, reelección”, “alerta, alerta, alerta que camina, la espada de Bolívar por América Latina”, además de gritos a favor de la explotación responsable de petróleo para el desarrollo de sus provincias durante todo el recorrido.

“Queremos que se creen más hospitales, escuelas para nuestros hijos”, afirmó Esperanza Chicomín y confía en que el presidente volverá a ganar en el 2017 y continuará con el proyecto político.

Con la esperanza de mayor progreso para sus ciudades y pueblos, los miles de ciudadanos caminaron desde el parque de El Arbolito, continuó por el Palacio Legislativo, Av. Gran Colombia, continuó por el Banco Central, la calle Guayaquil y la Eugenio Espejo para finalizar en la Plaza Grande.

Ciudadanos de las diferentes comunidades, Tsáchilas, afroecuatorianas, y del Yasuní, entre otros, confían en la decisión acertada del presidente.

Fernando Aguavil de Santo Domingo de los Tsáchilas afirmó que durante estos siete años de Revolución Ciudadana se ha visto un gran cambio en su ciudad “me siento muy satisfecho porque al fin se nos está tomando en cuenta en los proyectos que hay”. VMT/El Ciudadano