Saltar al contenido principal

Remate de La Clementina, un paso más hacia la equidad social

Arenillas (El Oro).- En un claro síntoma democratizador de la propiedad privada, la Hacienda La Clementina pasará en los próximos días a manos de los trabajadores, tras la enorme deuda tributaria que Álvaro Noboa, líder del Prian, acumuló con el Estado y se negó a pagar.

“Un poderosísimo empresario, más bien heredero, se acostumbró a no pagar impuestos y creyó que con este Gobierno iba a hacer lo mismo”, dijo el Presidente Rafael Correa durante el Enlace Ciudadano 350, donde describió la situación que llevó al embargo de la Hacienda La Clementina.

El Servicio de Rentas Internas ganó la glosa en todas las instancias y se determinó una deuda tributaria por cerca de 90 millones de dólares que el empresario, propietario de la hacienda, el ex candidato presidencial, se negó a pagar.

La Clementina es una de las haciendas más grandes del país, y servirá para compensar lo que el empresario debe al Estado. De acuerdo a la ley, la hacienda deberá subastarse el próximo 4 de diciembre.

Los cerca de 1.900 trabajadores conformaron la Cooperativa La Clementina (Coorproclem), con el objetivo de adquirir las 12.085 hectáreas que forman esta hacienda, a través de un crédito de la Corporación Financiera Nacional.

En días pasados, el presidente de la cooperativa, Darwin Mora, aseguró que esta es la oportunidad para que los trabajadores dejen de ser explotados y puedan salir adelante a favor de las cerca de 700 familias con las que cuenta esta hacienda. SD/El Ciudadano