Saltar al contenido principal

Presidente Correa compartió almuerzo con artesanos del país

Quito (Pichincha).- Cerca de 90 artesanos del país se reunieron ayer con el Presidente Rafael Correa en el Salón de Banquetes del Palacio de Carondelet, entre ellos, modistas, sastres, mecánicos, estilistas, ebanistas, joyeros, picapedreros, tapiceros y zapateros.

El primer Mandatario indicó que compartir almuerzos con la gente sencilla de la Patria siempre será un agrado para el Gobierno nacional, sobre todo ahora que se visibilizan a sectores sociales que fueron relegados por la vieja política, como los artesanos.

Rafael Correa también ha almorzado con los betuneros, personas con discapacidad, atletas. Sin embargo, no solamente ha demostrado su cercanía popular en Carondelet, sino en todos los gabinetes itinerantes, donde comparte directamente con su pueblo.

Tras un saludo protocolario con la mano de obra calificada del país, el Presidente Correa señaló que el Gobierno nacional ha trabajado constantemente por mejorar las condiciones laborales de los artesanos, pero acotó que aún queda mucho por caminar.

“Creemos que es necesario una nueva ley en beneficio del sector artesanal (…), son un orgullo para nosotros”, señaló el Gobernante ante el aplauso masivo en Carondelet. Y acotó que ellos son fundamentales para el país, ya que le ponen valor agregado al producto nacional.

“Hay dos leyes que rigen al sector artesanal. Eso produce bicefalias. Tenemos que conversar, consensuar aquello para ustedes (…), este es un gran sector, generador de mano de obra y valor agregado nacional. La mayor parte del empleo no está en la gran industria, está en las pequeñas industrias del sector artesanal. Así que todo nuestro aporte”, acotó el Mandatario.

Los presentes en el almuerzo popular compartieron de un momento musical agradable, acompañados por los Hermanos Pantoja y el grupo amazónico Tsunky Shuar. Luego, Luis Quishpi, representante del Presidente en la Junta Nacional del Artesano, dirigió breves palabras en agradecimiento al Mandatario por el apoyo al sector artesanal.

Arturo Sacoto, de la Junta del Artesano de Manabí, visiblemente conmovido, aplaudió la decisión presidencial de apoyar al gremio trabajador del país, mediante normativas que permita el desarrollo del sector. Cabe destacar que, según la Constitución de Montecristi, Ecuador se ratifica como un país con economía popular y solidaria. Los dirigentes artesanales pidieron la palabra para exigirle al Mandatario que se presente a la Reelección.

El Presidente también bromeó con los presentes, al indicarles que Ximena Amoroso, directora del Servicio de Rentas Internas, se encontraba en el Palacio y, por ende, llegó el momento de adquirir facturas. Todos rieron y brindaron. Luego Rafael Correa agradeció la presencia de Agustín Delgado, el delantero histórico de la Selección de fútbol.

Al finalizar el evento, el Presidente se tomó varias fotografías con los artesanos y les ratificó todo el respaldo del Gobierno nacional.

Al evento también asistieron Gabriela Rivadeneira, presidenta Asamblea Nacional; Viviana Bonilla, secretaria nacional de Gestión de la Política; y los ministros Francisco Rivadeneira, Comercio Exterior, Cecilia Vaca, Coordinación de Desarrollo Social; Javier Ponce, Agricultura, Ricardo Patiño, Relaciones Exteriores; Ramiro González, Industrias y Productividad; y Omar Simon, secretario de la Presidencia. DEO-SAU/El Ciudadano