Imprimir Enviar

Moradores de Shushufindi dicen “sí” a la explotación del Yasuní, en el Relevo de Guardia en Carondelet

Quito (Pichincha).- Una fiesta cívica se vivió en la Plaza Grande durante el Relevo de Guardia del Grupo Escolta Presidencial, Granaderos de Tarqui. Decenas de personas llegaron desde distintos puntos de Ecuador para  apoyar la decisión de explotar responsablemente el uno por mil del Yasuní ITT, con la finalidad de continuar con obras para el desarrollo del país y la erradicación de la pobreza.

En la Plaza Grande destacó la presencia de varias personas procedentes de Shushufindi, provincia de Sucumbíos. Ellos viajaron por tierra desde la provincia Amazónica para ser partícipes de la vigilia permanente en Quito, en respaldo a las decisiones soberanas del Ecuador de alcanzar el Buen Vivir con el aprovechamiento seguro de sus recursos naturales no renovables.

Carlos Santamaría, Diego Morales y  Ana Caicedo formaron parte de la delegación de amazónicos que piden generar proyectos de desarrollo en su región, con los recursos económicos provenientes del nacional. Su solicitud al Primer Mandatario es generar fuentes de trabajo y nueva infraestructura educativa en el Oriente ecuatoriano.

Los habitantes de Shushufindi se unen a la Asiociación de Negros del Ecuador, la Asociación Tercera Edad de Carcelén (Quito), los miembros del Colectivo con Nuestra Propia Voz, y otro centenar de organizaciones de la sociedad civil que aprueban la explotación responsable del Yasuní.

La presencia de turistas también se ha incrementado en la Plaza Grande. Venezolanos, franceses e ingleses aparecieron en gran número entre las calles García Moreno y Chile, con sus cámaras fotográficas para retratar a los Granaderos de Tarqui y al Presidente Rafael Correa.

Desde el balcón presidencial, el Primer Mandatario agradeció el respaldo ciudadano, en compañía del Vicepresidente Jorge Glas, René Ramírez, titular de la Senescyt, y Paulo Rodríguez, ex Presidente del Consejo de la Judicatura de Transición. DEO/El Ciudadano