Saltar al contenido principal

La Revolución Ciudadana le entregó estabilidad política al país

Quito (Pichincha).- Desde mediados de los años noventa del siglo pasado, Ecuador ingresó en un estado de conmoción y protesta general. Uno tras otro, los Gobiernos de turno iban decepcionando a sus electores, mientras el poder se acumulaba en pocas manos.

Los ecuatorianos nunca olvidarán la crisis de 14 años que se generó con la destitución y salida del país de tres ex mandatarios (Abdalá Bucaram, Jamil Mahuad y Lucio Gutiérrez) en medio de revueltas populares, en un lapso vergonzoso de una década. Y al no terminar sus períodos de Gobierno, sus proyectos no se cumplieron tampoco por quienes los reemplazaron: Fabián Alarcón, Gustavo Noboa y Alfredo Palacio

Ahora, ningún sector, por más opositor que fuera, puede desconocer el beneficio que significa para el país, tener un período de estabilidad y paz social que garantice la continuidad del período constitucional, como el que se generó con el actual Gobierno.

Es así que el advenimiento del Presidente Rafael Correa a la Primera Magistratura, desde enero del 2007, inició un período de estabilidad política sin precedentes que, seis años más tarde, se nutre de 9 victorias electorales, que incluyen dos reelecciones en primera vuelta y tres consultas populares ganadas.

Durante su discurso como Presidente de la República en el período constitucional 2013 – 2017, Rafael Correa, sostuvo que la consecuencia lógica de este proceso social, en el cual existe una supremacía del ser humano sobre el capital, se superó una etapa de terrible inseguridad jurídica y política.

“Tenemos las más altas tasas de aprobación política desde nuestro retorno a la democracia, algo que ocurrió en 1979. Y como ustedes conocen, en las últimas elecciones presidenciales y legislativas, el 17 de febrero de este año, con su inmensa generosidad, nos ha ratificado su confianza al darnos la victoria electoral con más del 57% de los votos y casi 35 puntos porcentuales de diferencia con nuestro inmediato seguidor”, dijo el Mandatario, ante el aplauso unánime de los presentes en la Asamblea Nacional.

El Jefe de Estado informó a los Mandatarios, representantes de Realezas y Secretarios de organismos internacionales que la Revolución Ciudadana venció en 33 de las 34 circunscripciones electorales, dentro y fuera del país. Por tal motivo, ahora el Movimiento Alianza PAIS obtuvo 100 de 137 miembros de la Asamblea Nacional.

Los aplausos no cesaron durante toda la intervención del Jefe de Estado. “Se trata de un proyecto político nacional y con una legitimidad democrática sin precedentes en la historia ecuatoriana. Se ha consolidado la democracia formal y la democracia real, aquella de acceso a derechos, igualdad de oportunidades y condiciones dignas de vida”, finalizó. DEO/El Ciudadano