Saltar al contenido principal

El Presidente Rafael Correa recibió el apoyo y cariño de los chilenos

Santiago (Chile).-  “Correa, amigo, el pueblo está contigo” , fue el grito de cientos de jóvenes que esperaban la salida de los mandatarios de la ceremonia de posesión de la Presidenta chilena, Michelle Bachelet. 

El Mandatario ecuatoriano recibió el cariño de los chilenos durante su estadía. En la mañana, el Presidente Correa dio entrevistas para diario El Mercurio y para los periodistas del Semanario El Siglo, Colegio de Periodistas de Chile y Radio Universidad Santiago de Chile.

Luego, el jefe de Estado se trasladó hasta el Congreso chileno, ubicado en Valparaíso. Aquí, junto con los mandatarios del continente, solemnizó el retorno de la izquierda a la Presidencia de Chile, una de las cinco economías más grandes del continente.

A su salida, los jóvenes quisieron abrazar al Presidente ecuatoriano y él se acercó hasta ellos para retribuir su cariño. El grito, “Corra, amigo, el pueblo está contigo”, rompió el protocolo de la ceremonia solemne.

Luego, las comitivas visitantes viajaron hasta el reconocido balneario de Viña del Mar, donde se ubica la Residencia Presidencial. En este lugar, Michelle Bachelet ofrecía un almuerzo a sus invitados y empezaría sus primeras horas de mandato con reuniones binacionales.

Una de ellas era con el Presidente Rafael Correa, como una muestra más de la histórica hermandad que une a los pueblos ecuatorianos y chilenos.

Antes del ingreso a la Residencia, el Mandatario nuevamente recibió el apreció de los chilenos que se habían reunido para saludar a las comitivas. Aquí dio una pequeña declaración a la prensa, en la cual ratificó su alegría porque nuevamente Michelle Bachelet está en la Presidencia. “Todo cambio de mando en América Latina es emotivo porque significa un nuevo paso a la consolidación de la democracia. Pero en este caso, cuando una mujer como Michelle Bachelet vuelve al poder,  es doblemente satisfactorio. Fuerza Chile”.

También recordó al mandatario venezolano, Nicolás Maduro, quien no asistió a la investidura. Para el jefe de Estado ecuatoriano,  es fundamental que nuevamente retorne la paz,   y recalcó que la democracia debe ser respetada.  CIT / El Ciudadano