Saltar al contenido principal

Ecuador germinará el cambio de la matriz productiva con respeto a la naturaleza

Quito (Pichincha).-  Superar la economía basada en la extracción de los recursos no renovables es otra meta que se impuso el Gobierno de la Revolución Ciudadana.  Pero este objetivo debe contar con los recursos de nuestras riquezas petroleras y mineras.
Durante, la entrevista realizada por los periodistas Emir Sader, quien es uno de los más prestigiosos comunicadores brasileños, y a Adelmar Moreno, editor de la sección Actualidad Económica del diario bogotano La República, el Presidente Rafael Correa, nuevamente recalcó que el país necesita aprovechar de esos recursos para potenciar su desarrollo y terminar con la pobreza.

En este espacio, el Mandatario anunció que se descubrieron nuevas reservas petroleras en Sacha, lo que es una buena noticia para el país. Pero anticipó que aún hay que potenciar el uso del recursos no renovables, porque en el sur oriente amazónico todavía no investiga si existe petróleo, ni se explota nuestra reservas de gas natural ni nuestra riqueza en minería.

En la entrevista, los periodistas preguntaron sobre el cuidado a la naturaleza que es una de las preocupaciones que saltan por el anunció de la explotación de estos recursos. En ese sentido,  el Mandatario  fue enfático y sostuvo que existe mucho fundamentalismo en la posición que sostiene cualquier actividad petrolera o minera debe ser descartada para no afectar la naturaleza.

En países, como el Ecuador, la pobreza es un factor que contribuye enormemente en el daño al ecosistema. En nuestra nación, la ampliación de la frontera agrícola y pecuaria, lo que incide en la tala de la selva amazónica. El  Mandatario invitó a los periodistas a sobrevolar la región oriental y comprobar estos daños.

El Presidente Correa contó que el país ha sido premiado internacionalmente por el cuidado al medio ambiente en el trabajo petrolero del campo Pañacocha, que es una evidencia que sí se puede realizar esa labor con un impacto reducido al ambiente.

Además, informó que por primera ocasión los recursos de esa explotación llegan directamente a los pobladores de las zonas sensibles. Un ejemplo son las comunidades del milenio que existen en Cuyabeno y en Pañacocha.  Este es otro de los cambios profundos hechos por el Gobierno.

Pero el objetivo de la Revolución Ciudadana es superar esa dependencia del petróleo, que hoy es menor, pero que todavía es importante. Por eso, es necesario, recalcó el Mandatario, que el dinero de los recursos renovables sea usado para la diversificación de la matriz productiva e impulsar una economía del conocimiento.

El cambio de la matriz productiva va encaminado a potenciar la industrialización de los productos naturales y para emprender el uso de energía limpia, como hidroeléctricas, para dejar de depender del uso de combustibles fósiles.

Mientras que la economía del conocimiento se basa en la industria cultural, la cual tiene un respaldo, sostuvo el Presidente Rafael Correa, en la ley de comunicación que obliga a que la producción nacional tenga un espacio en los medios de información, los cuales siempre desviaron su atención del talento ecuatoriano. CIT / El  Ciudadano